21 días de Ayuno y Oración 2017: “Pidiendo Revelación”

 

Introducción 21 Días 2017

«Pidiendo revelación«

 

Te damos la bienvenida a 21 Días de Oración y Ayuno «Pidiendo revelación». Tenemos la expectativa de ver grandes cosas que Dios hará en tu vida a lo largo de estas tres semanas especiales, primeramente por el solo hecho de disponerte a buscarlo. También creemos que cada devocional diario y las aplicaciones prácticas serán un instrumento poderoso en la transformación de tu vida conforme a los propósitos del Padre. Oraremos fervientemente y con perseverancia durante veintiún días seguidos, inspirados en el pasaje del profeta Daniel, capítulo 9. La oración y el ayuno se unen para que Dios quite toda oposición en los cielos y recibamos las bendiciones enviadas por el Padre. El hecho de sumarnos junto a otros en oración y ayuno durante estos 21 días también permitirá que veamos cómo su poder se levanta a favor de la iglesia, quita toda oposición y obstáculo a su voluntad, y desata respuestas muy esperadas.

Estamos participando por sexto año consecutivo de los 21 Días de Oración y Ayuno, y cada año hemos sido sorprendidos por la manifestación de Dios en medio nuestro. Los anteriores proyectos de 21 Días: «Cielos abiertos», «Avivamiento continuo», «Libres en verdad», «Abriendo caminos» y «Hacia aguas más profundas» están disponibles también en nuestra página de Internet, www.vidasobrenatural.com y en nuestras redes sociales. Cada año oímos testimonios de respuestas poderosas que se desatan, milagros en las vidas y muchos hijos que se encienden en el poder del Espíritu Santo al participar de esta cita divina.

 

¿Cómo puedo participar de los 21 Días?

Te invitamos a participar cada día durante tres semanas leyendo el devocional diario y separando un tiempo personal de oración. También participar de las reuniones regulares de tu congregación local, para orar con otros y disfrutar de la comunión con los demás hermanos.

Opciones de ayuno para acompañar la oración estos 21 días (ante cualquier duda con respecto a tu salud, recomendamos la consulta a tu médico para poder participar):

Opción 1: Participaré orando cada día en unidad con la guía devocional. Realizaré un ayuno de cosas que me insumen tiempo (Internet, televisión, etc.), que utilizaré  para orar de manera especial en estos 21 días.

Opción 2: Participaré orando cada día con la guía devocional y dedicaré un día a la semana para ayunar de alimentos sólidos hasta las 18 hs, e intensificaré mi oración diaria durante los 21 días (elegir un día de ayuno semanal).

Opción 3: Participaré orando cada día con la guía devocional y dedicaré los 21 días a hacer un ayuno como el del profeta Daniel. Para ello, organizar la alimentación de cada día en base a frutas, verduras, legumbres, lácteos (es decir, sin harinas ni carnes ni beber alcohol). Se recomienda planificar las comidas de la semana tomando en cuenta cada día y el menú correspondiente.

No te pierdas el ser parte de este maravilloso tiempo de oración y búsqueda del rostro de Dios. Él nos ha declarado sus hijos y podemos pedir con toda confianza, sabiendo que somos parte de sus propósitos.

 

«Yo proclamaré el decreto del Señor: “Tú eres mi hijo”, me ha dicho; “hoy mismo te he engendrado. Pídeme, y como herencia te entregaré las naciones; ¡tuyos serán los confines de la tierra!”»

(Salmos 2:7-8 NVI)

 

 

En esta sección encontrarás los devocionales que compartimos cada día:

  • Día 1 | La revelación de quién soy
  • Día 2 | La revelación de mi diseño
  • Día 3 | La revelación del amor del Padre
  • Día 4 | La revelación de la gracia
  • Día 5 | La revelación de nuestra pertenencia
  • Día 6 | La revelación de nuestra posición
  • Día 7 | La revelación de nuestro llamado
  • Día 8 | Una herencia gloriosa
  • Día 9 | Damos de lo que tenemos
  • Día 10 | Dios suple lo que nos falta
  • Día 11 | Enriqueciendo a muchos
  • Día 12 | Administrar con sabiduría
  • Día 13 | Avanzar hacia la madurez
  • Día 14 | Revelación y Madurez
  • Día 15 | El mismo poder
  • Día 16 | Un poder que se perfecciona
  • Día 17 | Un pueblo cada vez más poderoso
  • Día 18 | El poder que vivifica mi cuerpo
  • Día 19 | La autoridad de la Iglesia
  • Día 20 | La manifestación de los hijos de Dios
  • Día 21 | La revelación de nuestro modelo
  • Los comentarios están cerrados.